Y llega un día en el que te das cuenta en que
quieres compartir todo el tiempo de tu vida 
junto a esa persona. Te das cuenta de que 
tu vida sin el no es nada y que solo quieres
un día a día junto a el sin pedir nada mas.
Viviendo cada día como si fuera el ultimo
sin malgastar el tiempo, disfrútalo.
El tiempo es oro.